menu
keyboard_arrow_down

¿Conoces cómo y con quién juega tu hijo?


Los niños ya no juegan solo en la videoconsola ahora es posible jugar en móviles se descargan juegos en la red, interactúan con jugadores de todo el mundo y se exponen a riesgos legales y tecnológicos que desconocen

Los videojuegos son una actividad de ocio cotidiana para niños y adolescentes, pero en los últimos años se ha dado un salto espectacular. Ya no juegan solo con maquinitas, los avances tecnológicos han puesto al alcance de los jóvenes nuevos dispositivos, programas e interconexiones con los que es posible jugar en cualquier lugar y con cualquier contrincante.

Los juegos son más reales, divertidos y con miles de posibilidades, pero también suponen más riesgos que los padres deben conocer.
Para ayudar y proteger a los hijos ante esta nueva forma de ocio es necesario que los padres tengan claros algunos conceptos y conozcan las nuevas realidades:

¿QUÉ ES UN VIDEOJUEGO?
Es un software o programa informático que hace uso de imágenes, sonidos y efectos para representar una realidad simulada.

¿QUÉ PLATAFORMAS HAY?
Las plataformas son los dispositivos o máquinas para poder jugar. Las principales son el ordenador y la videoconsola, pero hoy también se utilizan los móviles o las páginas web. Los niños pueden jugar descargando un pequeño archivo que mandan por correo electrónico o a través de Youtube. Además, pueden acceder a juegos de apuestas y azar a través de internet.

¿CON QUIENES JUEGAN?
La conexión a internet ha multiplicado las posibilidades de videojuegos y los menores pueden jugar conectados desde cualquier parte del mundo y pueden interactuar con muchos jugadores que ni siquiera conocen. Esto implica que los videojuegos sirven además como redes de contacto más amplias

¿CÓMO ACCEDEN A ELLOS?
Los videojuegos ya no solo se compran en las tiendas, ahora también se pueden descargar, unos de forma gratuita y otros de pago. Sin contar con los videojuegos juegos que piratas.
Además, los distribuidores buscan formas de comercializar sus juegos y a los menores les llegan también propuestas a través de internet. Se trata de "demos", un avance de juegos de pago que sirven para probar el juego y decidir luego si lo compran.
Si deciden comprarlos los niños pueden adquirir bonos de tiempo, de conexión o en forma de pack.

¿CÓMOS SON LOS JUEGOS ACTUALES?
Los videojuegos son muy reales, han diversificado la temática y cuentan con aplicaciones que incluyen realidad virtual, retroalimentación táctil, reconocimiento de voz o respuestas directas al sistema nervioso.
Con estos avances, el jugador experimenta una ilusión sensorial muy real de formar parte del juego, por lo que deben aprender a separar el mundo de fantasía de sus juegos y el mundo real

¿QUÉ RIESGOS HAY?
En los videojuegos online al interactuar varios jugadores es posible que se produzcan situaciones de riesgo como amenazas, intimidación o acoso tanto por otros menores o por adultos que contactan a través de los foros de videojuegos
Además existen riesgos relacionados con la privacidad e intimidad del menor. Los niños deben saber que los datos que les piden para registrarse y que son de carácter personal (DNI, nombre, dirección, teléfono o fotos) son privados y deben ser cuidadosos a la hora de compartirlos a través de formularios.

La Ley Orgánica de Protección de Datos de Carácter Personal (LOPD) protege los derechos de los niños y prohíbe a los menores de 14 años facilitar sus datos, por lo que serán sus padres o tutores los que deben dar su consentimiento. La normativa exige a los proveedores que utilicen un lenguaje sencillo y que hagan un adecuado tratamiento de los datos, pero en juegos piratas el control es más difícil.
También existe el riesgo de contagiarse de códigos maliciosos y virus a través de softwares ilegales y copias piratas.

Se dan también casos de posesión remota del equipo por un tercero que intercepta la conexión del usuario y captura sus datos personales sin dejar rastro en el fichero de registro.
La amenaza más relevante es la económica. Los ciberatacantes se sirven de diversos malware para hacer fraudes online, que consisten en engaños para recibir dinero, robo de cuentas bancarias, suplantación de páginas originales, etc.

¿PUEDEN LOS NIÑOS VULNERAR LA LEY?
Los menores pueden cometer o ser víctimas de algunas actuaciones ilícitas. La Ley Orgánica de Responsabilidad Penal del Menor regula conductas como insultos, discriminación o la publicación de imágenes o datos ajenos.
Es necesario que el menor comprenda que todo lo que hace en la Red queda registrado, y que pueden perjudicar a gente real.

¿QUÉ PUEDEN HACER LOS PADRES?
Enseñar a los hijos sobre el uso responsable y seguro de los videojuegos
Intentar que jueguen en sitios comunes de la casa
Establecer normas de uso referidas al tiempo y a los contenidos.
Conciencia a los menores sobre la importancia de la privacidad en los videojuegos y alértales sobre los riesgos existentes.
Instalar herramientas de seguridad necesarias en los equipos y dispositivo (antivirus, cortafuegos, antiespías), así como las específicas para menores (control parental, bloqueador de páginas, entre otras).

¿Te ha gustado este artículo?

También te puede interesar...

clear

Subscripción a newsletter

Nombre

Correo electrónico

Repite el correo electrónico

Comparte

Google+
Tumblr
Pinterest
WhatsApp
Telegram