Padres o Nones.

Juega y pintas hojas de árboles

Las hojas de los árboles en otoño ofrece el material necesario para hacer divertidas manualidades. Solo hay que recoger algunas de diferentes tamaños y formas y darles color para utilizarlas como adorno

 

Cualquier día que los niños salgan al parque, se les puede pedir que recojan algunas de las hojas que estos días caen de los árboles. No sólo será un entretenimiento divertido, comparando las que están en mejores condiciones o tienen formas más bonitas, sino que una vez en casa pueden servir de base para hacer manualidades.


Qué necesitamos

-Hojas

-Lápices de colores de colores

-Témperas

- Rotuladores

-Pintura de color

 

Una de las manualidades más sencillas es pintarlas. Se pueden utilizar simples rotuladores y dejar que la imaginación de los niños haga el resto.


Para que destaquen más los colores, se puede dar una capa de color blanco a las hojas secas con un pincel y témperas.

 

Una vez seca esta capa será más fácil de pintar sobre ella. Los motivos pueden ser flores, corazones, cenefas o el nombre o la inicial de cada niño. Se pueden pintar varias hojas diferentes y luego componer un bonito collage, que incluso se puede enmarcar y colgar en la habitación de los niños.

 

Otra forma divertida de jugar con estas hojas es poner encima un folio en blanco y pasar un lápiz de colores pintando sobre la hoja como si se calcara. Al tener relieve la hoja se irá marcando en el folio, con todos los contornos y los nervios. Luego solo tiene que siluetear con un rotulador para obtener un bonito dibujo.


Decoración navideña

 

También se pueden aprovechar las hojas para hacer guirnaldas de colores o utilizarlas como decoración navideña en el árbol de navidad compaginándolas con las bolas de colores.

 

También se puede pintar con spray de colores las hojas y luego componer un decorativo centro de mesa con una vela en medio.

 

Libro de hojas

 

Pero no es lo único que se puede hacer con las horas de los árboles. Si tus hijos recogen varias diferentes puedes aprovechar para enseñarles un poco de botánica y así ayudarles a aprender de una forma muy amena.

 

Coge las hojas y plantas que hayáis recogido y ponlas entre papel de periódico pisándolas con libros para prensarlas. 

 

Déjalas secar unas 24 horas
 
Una vez transcurrido ese tiempo, hay que pegarlas con cinta adhesiva en una libreta o en folios que luego uniréis.

 

Puedes ayudar a tus hijos a buscar el nombre de cada árbol al que pertenecen las hojas, poniendo al lado de cada una sus principales características.

 

 deja tu comentario

Escribe tu comentario

Usuario:
Comentario:
Código:
Escribe aquí el código de seguridad:
Más noticias en Padresonones

© 2014 padres o nones | Todos los derechos reservados | Diseño Web | RSS